Cuadernillo N° 5 MASM 2019: Memento Mori de Esther Meléndez (fragmento Karina Curillo)

Compartimos el texto de la curadora e investigadora del MASM Karina Curillo, del cudernillo N° 05 -2019. En dicho texto se describe el recorrido de la colocación de objetos en la sala de la exposición Vinatea Reinoso. La muestra «Memento mori» de la joven y talentosa Esther Melendez ocurrió en la sala Vinatea del MASM, entre octubre de 2019 y enero de 2020. El «Memento mori» es un viejo tópico de la antigüedad europea, que nos recuerda que somos mortales ante cualquier forma de sentimiento de soberbia, o de lo que podría llamarse irónicamente inflación del «Yo». La pieza de Melendez que hemos colocado para abrir este post es un fragmento de la instalación «In memoriam», hecha con técnica mixta (parafina, flores e iluminación). El material, en este caso las flores, quedaban iluminadas desde dentro, como una alegoría de la transformación de la vida. En tiempos del coronavirus, esta muestra ayuda a reflexionar sobre las fronteras invisibles de la existencia.

En la siguiente secuencia de fotos se observa la exposición «Memento Mori», de la joven y talentosa artista Esther Melendez (Tarma, 1989) que se realizó en la sala Vinatea del Museo de Arte de San Marcos, entre el 25 de octubre de 2019 y el 4 de enero de 2020]. Esther es egresada de la ENSABAP el año 2018, en la especialidad de pintura. Sin embargo, en esta ocasión presentó una gran instalación en la que «pervierte» el minimalismo como diría el cubano Gerardo Mosquera, crítico y curador, a comienzos del s XXI. Esta idea, de pervertir el minimalismo, un poco antigua, viene al cuento sin embargo, si pensamos en las estéticas locales de miedo al vacío («horror vacui») que sintetizan nuestra herencia colonial barroca. El tema de la muestra, la finitud de la vida, se muestra muy actual, de cara a la actual situación de pandemia. Esther trabajó con fuentes familiares de las tradiciones andinas funerarias, así como con las hibridaciones de dichas tradiciones en el contexto urbano de Lima, la ciudad más poblada del Perú (que tiene cerca de 11 millones de habitantes). El efecto en el público invitaba a la reflexión sobre el cuerpo como lugar de la memoria y cómo centro neuralgico de un entramado de fuerzas sociales pero también emocionales. Estamos agradecidos con Esther por su dedicación y profesionalismo.

Enlace para bookmark : Enlace permanente.